jueves, 16 de mayo de 2013

COMO HACER BANCALES EN EL HUERTO. PRIMEROS PASOS.






Hola amigos.

Con este artículo continúa la trilogía de "Cómo hacer bancales en el huerto". En este caso describiré los Pasos a seguir para el establecimiento de bancales para el huerto.

Ya hemos visto en el artículo anterior las consideraciones básicas, y por lo tanto, ya tenemos el sitio perfecto para el huerto dentro de nuestra parcela. Ahora toca trabajar para trasladar nuestro proyecto al terreno.

Lo primero que os recomiendo hacer sería establecer el punto de inicio. Creo que lo recomendable sería empezar por el punto inferior izquierdo, si planteamos nuestro huerto como un gran rectángulo en el que se incluyen los bancales.

A continuación establecemos la dirección norte – sur, que es la mejor en la ubicación geográfica en que nos encontramos como ya vimos. Cuando sabemos dicha dirección sólo nos queda trazar líneas paralelas y perpendiculares para colocar nuestros bancales a las distancias que hemos elegido.

Las herramientas necesarias para realizar estas labores son cuerdas, estacas (yo he utilizado redondos de acero corrugado), martillo, y por supuesto, cinta métrica.

En otro artículo posterior os explicaré el sistema que yo he empleado para trazar estas líneas perpendiculares y paralelas. Si alguno piensa que tiene que llamar al vecino ingeniero, verá que es más sencillo de lo que parece.

Una vez tenemos la visión de cómo van a quedar los bancales, aún estamos a tiempo de modificar aquello que por circunstancias diversas no nos viene bien. Luego será tarde, por eso os recomiendo que la elección del huerto se plantee con detenimiento y considerando todos los factores.

Si todo nos parece correcto, sólo nos queda ponernos manos a la obra. Ahora vendrá la parte que más cansada, pero que una vez finalizada, más satisfacción supone. Lo veremos en la siguiente entrada que realice.



Si consideras que hay algo que debiera realizar de otra manera, ayudanos a todos comentándolo, principalmente para aquel que decida utilizar estos consejos.

Un saludo y hasta otra ocasión.

Recordad que, a pesar de todo, el huerto es fácil.